Los animales demuestran que la homosexualidad es natural

La ciencia demostró con animales que la homosexualidad es totalmente natural.

Algunos animales nos demuestran que la homosexualidad es totalmente natural. Ovejas, pingüinos, delfines nariz de botella, bonobos y muchas más.

La ciencia ha documentado al menos más de mil 500 especies vivas que se mantienen en relaciones sexuales con ejemplares de su mismo sexo, comprobando que la reproducción no es el fin último de la sexualidad.

Pingüinos, ovejas, leones tienen prácticas homosexuales muy frecuentemente. Algunos comentarios sobre la diversidad sexual son tan ignorantes que caen en tragedia. Escudándose en la mentira más habitual que utilizan como argumento las personas “pro familia”, en la naturaleza la heterosexualidad es ley.

Dicen que toda práctica sexual que se da más allá del binomio macho – hembra, es antinatura y por lo tanto repugnante. Los que no saben es que en otras especies animales estas prácticas también existen con mucha regularidad.

Más del 8 por ciento de los ejemplares de ovejas macho prefieren a una pareja de su mismo sexo, a pesar de que existan hembras fértiles y esta preferencia suele acompañarlos por el resto de su vida.

En cuanto a los delfines prefieren tener sexo oral entre ellos y estar acompañados por ejemplares de su mismo sexo, los pingüinos machos adotan crias que encuentran perdidos y los crían juntos y los bonobos tienen la facilidad de arreglar sus diferencias con una buena relación íntima.

También podría gustarte