Conoce el bugchasing, la peligrosa práctica sexual que juega con el VIH

¿Por qué razón querría alguien en el mundo contagiarse de VIH? Cualquier persona en su sano juicio respondería que sólo un loco o suicida tendría un deseo semejante, sin embargo existe un grupo de entusiastas del VIH que están dispuestos a experimentar sexualmente con personas infectadas para contraer el virus, se hacen llamar Bugchasers.

El bugchasing es como la ruleta rusa del sida: un grupo de hombres se reúne para mantener relaciones sexuales sin protección. Todos saben que entre ellos hay un seropositivo, pero desconocen quién es. El reto es “cazar al bicho”, como el nombre (bugchasing) lo indica; es decir, “gana” quien logre contraer VIH.

Te puede interesar: Contagiaba a sus parejas de VIH para luego burlarse por mensaje

Aunque no lo creas los bugchasers dicen que el virus del VIH es un regalo, es por eso que los seropositivos que se prestan a esta peligrosa práctica son llamados “gift giver”. Los encuentros entre bugchasers y gift givers se dan a través de internet. Incluso, para sorpresa de muchos, existen páginas y foros especializados en el tema. Obviamente todo es clandestino y se hace en secreto.

Ahora, regresando a la pregunta inicial, ¿cuál es el motivo por el que una persona querría ser seropositivo? Existen distintas teorías al respecto:

  1. Por morbo: algunas personas podrían sentir excitación al tener un encuentro sexual con una persona infectada, debido al riesgo que implica.
  2. Para evitar preocupaciones: aunque parezca ilógico, algunas personas podrían exponerse al virus de manera intencional para evitar en el futuro la preocupación de infectarse por accidente.
  3. Para suicidarse: una de las teorías indica que algunos bugchasers realmente desean contraer el virus y dejarse morir.
  4. Para sentir que forman parte de una comunidad.
  5. Para obtener ayuda social.

Existen algunos documentales que intentan explicar más a fondo este fenómeno, algunos de ellos son I Love Being HIV+, El regalo, y el corto de ficción Bugchaser. 

Independientemente de que cada quien es libre de elegir cómo vivir su sexualidad, existe un punto que es necesario discutir sobre el bugchasing: todos los gift givers saben que tienen sida, y su decisión de tener relaciones sexuales con otros sujetos que quieren contagiarse es, de cierta forma, consciente. Sin embargo, hay hombres que no tienen el valor de confirmar que son seropositivos, y van por el mundo haciéndoles creer a los demás que no lo son, y aún así tienen relaciones sexuales sin protección. Entonces, ¿cuál de las dos situaciones es más peligrosa?