Múltiple campeón olímpico de natación revela que es gay

El seis veces campeón del mundo de natación y abanderado del Reino Unidos en los Juegos Olímpicos de Pekín de 2008, Mark Foster, esperó hasta retirarse de las competiciones para declararse públicamente como gay, según confesó en una entrevista.

En el medio británico The Guardian, Mark Foster reveló que considera que “decir medias verdades” le hizo daño en su vida profesional, pero “es el momento de salir” del clóset.

Lee: Revelan el pasado gay de Jheremy Garrido de Enamorándonos

“Decir medias verdades y no ser mi verdadero yo solo me está haciendo daño. Tengo 47 años, soy un hombre de mediana edad y ya no estoy compitiendo”.

“Pasé de puntillas por las sombras durante demasiado tiempo, pero ahora es el momento de salir”, declaró Foster, quien estableció ocho récords del mundo.

Mark Foster también agradeció en la entrevista el hecho de que otras estrellas del deporte como Gareth Thomas y Tom Daley, le “allanaran el camino” para poder declararse gay, un secreto que guardó por 30 años.

Siempre lo oculté como nadador: Mark Foster

El nadador se dice “un poco nervioso” por su salida del clóset, pero “ojalá lo hubiera hecho cuando tenía 21 años y conocí a mi primer compañero. Pero no estaba listo”, acepta.

Asimismo, cuenta que diarios como News of the World, Daily Mail o The Sun trataron de obligarle a admitirlo, “pero no quería ser forzado”.

Relata que cuando era más joven hacía varias cosas para desviar la atención de su homosexualidad.

“Tenía amigas. Nunca tuve novio, pero sí experiencias sexuales con chicos. En las competiciones de natación, me gustaba ir con mujeres para desviar la atención sobre mi verdadero yo. No es que no disfrutara el acto, es que prefería a los chicos. Acepté que era gay cuando me enamoré de mi primer compañero”.

“He vivido una vida abiertamente gay con mis amigos y mi familia, pero siempre lo oculté como nadador”, porque “Estaba preocupado por cómo afectaría a mi trabajo. Mis escuelas de natación atienden a niños y existe la percepción insidiosa de que gay es igual a abusador de menores. No quería que me percibieran como una amenaza para los niños”.

La salida del armario de Foster reabre el debate en torno al secretismo que rodea la homosexualidad en el deporte y el miedo que permea entre hombres y mujeres deportistas para poder declarar su
sexualidad sin temor a represalias mediáticas.

Nota: Craig Campbell: el profesor australiano que fue despedido tras revelarse como homosexual