Estas son las religiones que no condenan la homosexualidad

Así como existen religiones que rechazan y condenan por completo la homosexualidad, existen otras mucho más tolerantes con la comunidad LGBT.

Budismo

Esta creencia se define como una forma de vida más que como una religión, a través de la cual las personas buscan alcanzar la felicidad, la paz y la armonía.

Así como acepta el estilo de vida monástico también lo hace con el laico; este es el que no lleva una vida espiritual pero si sigue una conducta correcta a través de cinco preceptos: no quitar ninguna vida, no robar, no llevar una vida sexual incorrecta, no mentir y no consumir sustancias tóxicas.

Sobre la vida sexual, los actos que considera incorrectos son cuando causan sufrimiento en uno mismo o hacia otra persona, tener varias parejas o cometer adulterio. Además de tener sexo con menores de edad o con alguien que haya hecho votos de celibato.

Por ello el budismo occidental se asocia con creencias de igualdad social y libertad, reclamando valores como la tolerancia.

Hinduismo

En alguno libros sagrados, como el Kamasutra, se hace mención a la homosexualidad sin condenarla.

Fue cuando Reino Unido colonizó la India, en el siglo XVIII, que comenzaron penalizar la homosexualidad con prisión, dependiendo de la gravedad del acto.

En septiembre de 2018 el Tribunal Supremo de dicho país la despenalizó.

Esta religión considera que la creación universal está formada por una diversidad ilimitada, por lo que las diferentes identidades sexuales son parte de ello.

Además, cuentan con varias deidades relacionadas con la diversidad sexual, como Ardha Nari Ísvara, diosa de la naturaleza masculina y femenina, o Bhagavati, diosa del trasvestismo.

Anglicanismo

Muchos de los representantes de esta religión rechazan la homosexualidad, sin embargo, desde 2015 varios sacerdotes homosexuales hicieron pública una carta dirigida a la comunidad anglicana para reconocer y oficiar el matrimonio homosexual.

Algunas iglesias, como la episcopal de Estados Unidos y la de Canadá, dejaron de oponerse a la homosexualidad.

Judaísmo reformista

En 1977, la Conferencia Central de Rabinos Americanos hicieron un llamado a despenalizar la homosexualidad y terminar con la discriminación respecto a ello.

En esta religión se considera que cada persona es responsable de las obligaciones religiosas que uno no puede elegir; por ello, las autoridades del judaísmo reformista argumentan que, debido a que la homosexualidad no es una elección, su expresión no puede prohibirse.

También podría gustarte