#WOW: Burdel de muñecas sexuales enloquece Italia por esta razón

El fenómeno comenzó en oriente y poco a poco comenzó a esparcirse por el mundo, incluso en Barcelona hay un bar que todos los días se llena debido a la alta demanda. 

La tecnología ha llegado a todos los lugares, incluso a la sexualidad, somo este burdel de muñecas sexuales que tiene vuelto loco a Italia.

El fenómeno comenzó en oriente y poco a poco comenzó a esparcirse por el mundo, incluso en Barcelona hay un bar que todos los días se llena debido a la alta demanda.

El burdel de muñecas sexuales en Italia está causando una gran polémica porque en cuestión de semanas las entradas se agotaron, incluso desde antes que lo inauguraran la gente ya quería disfrutar de este lugar.

El burdel de muñecas sexuales que está ocasionando una revolución

Se trata de la empresa LumiDolls Turino, que ofrecen esta gran experiencia sexual que parece una alternativa interesante a las modalidades de expresar la sexualidad.

Che schifo l’idea di un luogo chiuso dove si va e si pagano dalle 80 alle 180 euro per far sesso con una bambola dalle sembianze umane ,misure bombastiche,capelli all’ultima moda ,nomi sofisticati. C’è ,volendo ,anche un baldo giovane che viene dotato di pene smontabile ,con due possibilità di misura,per soddisfare maschi o femmine . È vero che ciò che può far orrore a me ,può piacere ad altri . Resta l’incongruenza di un Paese che da un lato fa battaglie per un cambio culturale sulla considerazione della donna …e dall’altro fa la coda per far sesso con le bambole . Le sex dolls che messaggio trasmettono, se non la convinzione che la figura femminile per il maschio è sempre un oggetto del desiderio , al diavolo il consenso.Il maschio paga e nella fase di prenotazione chiede anche la posizione in cui vuol trovare la bambola. Anzi attraverso un algoritmo le si dà la possibilità di dire anche qualche parolina …poche poche sia ben chiaro . Tutto ciò da ieri nel quartiere Mirafiori dell’austera #Torino. 😳🤔🤫😱😭😬👎 #sexdoll #lumidolls #dovestiamoandando

A post shared by Caterina Collovati (@caterinacollovati) on

La entrada a este burdel de muñecas sexuales es de hasta 80 euros por 30 minutos, en este lugar hay ocho muñecas entre las que los usuarios pueden decidir.

También hay una figura masculina que pueden elegir, y este muñeco se llama Alessando. Por si fuera poco, los usuarios pueden escoger su posición sexual favorita.

Una experiencia fuera de este mundo

Además, para los curiosos, también está la opción de que se haga un aumento del tamaño del pene o que elijan las posiciones preferidas del Kamasutra.

 

También podría gustarte