Portal para gays y lesbianas que ofrece información de la actualidad gay

Tips para afeitar la zona íntima masculina sin irritación

Hay chicos que piensan que tener los genitales afeitados es sinónimo de mayor placer al tener relaciones sexuales, y por eso deciden quitar cualquier rastro de vello en su zona íntima. Por otro lado, algunos piensan que la higiene es un motivo más poderoso. Sea como sea, si decidiste que quieres afeitar tu zona íntima, es indispensable que sepas algunas cosas, y que sigas los siguientes consejos para evitar malas experiencias.

Debes saber que las primeras veces es probable que sientas irritación aunque lo hagas bien, pero no te preocupes, que eso va a ir desapareciendo con el tiempo y la experiencia. Ahora sí, aquí están los tips para afeitar la zona íntima masculina:

 

1. Recorta el vello lo más que se pueda, puedes utilizar unas tijeras, o una máquina eléctrica para afeitar barba y patillas.

2. Antes de afeitarte aplica un exfoliante suave en el área, sin tocar el escroto y el pene para evitar irritación. Deja actuar unos segundos y luego enjuaga y aplica un aceite suave para facilitar el afeitado del vello.

3. Aplica una ligera capa de crema de afeitar. Para afeitar estira la piel del escroto de manera suave con el dedo índice y pulgar hacia arriba y hacia abajo.

4. Puedes hacer los pasos anteriores en la regadera con agua caliente, cuidando que el agua no llegue directamente a la zona íntima.

5. Procura afeitar en dirección del crecimiento del vello para evitar pelos encarnados. Recuerda enjuagar la cuchilla entre pasada y pasada.

6. Enjuaga y lava la zona afeitada con un jabón suave o neutro.

7. Seca el área con ligeros toques con la toalla. Evita frotar para secar, pues podrías provocar irritación.

Tips extra:

  • Si es la primera o segunda vez que te afeitas, lo más probable es que tu piel se irrite cuando el vello comience a salir. Para aliviar la irritación puedes aplicar un poco de talco para bebé en las zonas afeitadas. También puedes aplicar crema antiséptica.
  • Para reducir la incomodidad humecta tu piel con lociones sin aroma o un bálsamo. Algunas personas aconsejan aplicar un poco de aceite de bebé después de afeitar para aliviar la comezón e irritación.
  • Si vas a utilizar una máquina eléctrica sécala muy bien al terminar.
  • Si te cortas evita cualquier actividad sexual hasta que las heridas sanen por completo para evitar infecciones.

 

 

Te puede interesar:

¡Los cinco consejos indispensables para un afeitado perfecto!