¿Activo o pasivo? La ciencia tiene la respuesta

Tus genes tienen la respuesta a tu rol sexual, o al menos así lo demuestra una investigación científica que sugiere que existen marcadores biológicos determinantes en el comportamiento de los hombres gays durante el sexo anal, si son activos o pasivos.

El estudio, denoninado Handedness is a Biomarker of Variation in Anal Sex Role, encuestó a un grupo de hombres homosexuales para conocer y estudiar sus conductas sexuales.

Según esta investigación, entre los homosexuales, la variación en la conformidad de género parece corresponder con la variación en el comportamiento y los roles adaptados en el sexo anal. Además, señala que específicamente, los hombres homosexuales con un papel anal activo tuvieron puntuaciones más altas en los rasgos de personalidad masculina en comparación con los hombres que dijeron preferir un rol pasivo durante el sexo anal.

Además de esto, los resultados señalan que los pasivos suelen ser zurdos y tener hermanos mayores. Según el estudio, los hombres activos se identificaron como más masculinos en comparación con los pasivos y fueron más propensos a obtener mejores resultados en los estilos cognitivos típicamente masculinos, mientras que los pasivos tuvieron mejores resultados en los estilos cognitivos femeninos.

Sin embargo, y aún ante la prueba de la ciencia, existen detractores de este tipo de investigaciones, quienes reprueban esta clase de estudios argumentando que estos sólo intentan seguir encasillando la masculinidad de los homosexuales según su postura en la cama, y quienes se niegan creer que un hombre por ser pasivo es menos masculino que uno que es activo.

A final de cuentas, es cierto que la masculinidad de una persona no debe ser cuestionada por su conducta sexual, y mientras se practique con responsabilidad y gozo, lo de menos es si prefieres ser activo o pasivo, sino qué tan bien te la estás pasando y con quién.