Cine con vampiros gays y vampiresas lesbianas

0

Vampirismo y homosexualidad

Oscar Wilde celebró la aparición de ‘Drácula’ como una cumbre literaria. El conde transilvano se refugiaba en las sombras, hacía de la noche su hábitat, al igual que los bohemios, los poetas malditos, los consumidores de drogas y los homosexuales del siglo XIX.

Y es que la tragedia del vampiro, su marginalidad, su dependencia y su ocultación, es trasladable a la de los gays. Estas son algunas películas sobre vampiros donde la homosexualidad se adivina entre sus imágenes:

1. Sangre para Drácula (1973)

Después de la trilogía formada por ‘Flesh’, ‘Trash’, y ‘Heat’, paradigmas del cine underground, el director Paul Morrissey, junto a su mentor Andy Warhol, crearon el díptico ‘Carne para Frankenstein’ y ‘Sangre para Drácula’. Esta última es una visión sangrienta y sexualmente explícita del mito del conde Drácula, donde las connotaciones gays están insinuadas en el guión y explicitadas en la recreación en la anatomía del actor Joe Dallesandro, mito gay de la factoría Warhol.

2. Jóvenes ocultos (1987)

Película de vampiros teenagers cuya (re)lectura gay viene abalada por la condición homosexual de su director, Joel Schumacher. Para muchos el hermano del vampiro, por sus ropas y por como tiene decorada la habitación, es totalmente gay; y la película, de explícito título, es una metáfora sobre la homosexualidad (oculta). Que cada uno saque sus conclusiones…

>> Sigue descubriendo a los vampiros más gays.