John Waters y su enorme influencia en la evolución del mundo queer

Si has vivido toda tu vida debajo de una roca y no sabes quién es el legendario John Waters, te contamos que te has perdido de mucho, pues la influencia de este increíble director de cine, actor, escritor y fotógrafo estadounidense no se limita a la escena cinematográfica sino que ha alcanzado a la evolución del mundo queer.

Gracias a sus transgresoras películas de culto, John Waters ha logrado estar vigente a través de varias decadas siendo un claro icono referente LGTB+, pues sus obras siempre han tratado temas sobre género u orientación sexual de forma directa o indirecta, y desde el cine alternativo ha ido abriendo el camino de la tolerancia y el respeto por la comunidad homosexual y transgénero.

Películas de culto como Priscilla La Reina del Desierto (1994) o To Wong Foo, thanks for everything! Julie Newmar (1995) no hubieran sido posibles sin la genial visión de John Waters, quien hizo una mancuerna increíble al lado de la mítica estrella drag Divine, quien se convirtió en una figura tan influyente y relevante tanto para el colectivo como para seguidores de la propia estética drag que hasta llegó a inspirar la imagen de una de las más famosas villanas de Disney: Ursula, en La Sirenita (1989)

Si bien es cierto que antes de Waters, ya se había tratado el tema trans en algunas producciones, siempre se había hecho como un recurso cómico, pero nunca se había tratado como un tema de realidad social. No fue hasta que John Waters y Divine empezaron a realizar producciones en las que un dragqueen interpretaba papeles femeninos o de género neutro que comenzó a ser más común en el cine convencional o comercial, influyendo no sólo en la temática sino también en la estética de distintas producciones.

Y aún más allá del mundo del cine, es seguro afirmar que si John Waters no hubiera sido pionero en fomentar el mundo queer con este tipo de producciones, actualmente no podríamos disfrutar de shows de televisión como Rupaul’s Drag Race o de la gran oferta musical que nos presenta el mundo drag. Así que nuestro consejo, en las propias palabras de Waters, es: ‘Obtén más de la vida. Ve una película jodida‘. Sólo asegúrate que sea de John Waters.


cineastacultura dragcultura queerJohn Waters